Historia de la burocracia


La burocracia no es una invención moderna. La historia de la burocracia se remonta al antiguo Egipto hace más de 5.000 años. La creación de una burocracia fue un factor clave en el inicio de la civilización egipcia que llegó a ser un imperio.
historia-burocraciaEl faraón o rey era el jefe supremo del Estado. A su lado, el funcionario más poderoso en la jerarquía era el visir, el número uno de la burocracia. La posición del visir era considerado un príncipe o una persona de habilidad excepcional. Su título se traduce como “superintendente de todas las obras del rey”.
A medida que el juez supremo del Estado, le consultaba, el visir se pronunciaba sobre todas las peticiones y quejas presentadas a la corte. Todas las órdenes reales pasaban por sus manos antes de ser transmitidas a los escribas en su oficina. Ellos a su vez enviaban órdenes a los jefes de las ciudades y pueblos distantes, y dictaban las normas y reglamentos relacionados con la recaudación de impuestos.
El rey estaba rodeado por el tribunal, los amigos y las personas favorecidas que alcanzaron los puestos administrativos más altos. La tendencia era llenar estas posiciones sobre la base de la herencia. Uno de los deseos más ardientes de estos administradores burócratas era subir en la escala burocrática a través de promociones y de entregar sus puestos para sus hijos.
Muchos de los conceptos en las burocracias modernas se pueden remontar a los egipcios. La estructura jerárquica y el código de ética de la burocracia egipcia se repiten en los gobiernos modernos. A los burócratas del antiguo Egipto, que aspiraban a posiciones más altas, se les aconsejó a obedecer a sus superiores y guardar silencio en todas las circunstancias, en otras palabras, no contradecir o desafiar a la sabiduría de los responsables. De ellos se espera que tengan buenos modales, tacto, ser fieles en la entrega de mensajes, y mostrar una humildad que rayaba en la sumisión. Es tal vez por estas razones que los funcionarios egipcios fueron llamados funcionarios, una designación que los gobiernos han adoptado a lo largo de los siglos.


Leave a Reply