Hugo Chávez eleva el salario mínimo en un 25%

CARACAS. El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, anunció este viernes un aumento del 25 por ciento en el salario mínimo interprofesional, al tiempo que introdujo cambios al frente de la cartera de Economía y Finanzas y del Ministerio de la Energía Eléctrica. Además, el dirigente venezolano amenazó con "expropiar" todos los comercios que suban el precio de los alimentos y ordenó la redacción de una nueva ley contra la especulación.

Chávez informó a la Asamblea Nacional que su Gobierno ha decretado una subida del 10 por ciento en el salario mínimo que entrará en vigor a partir del próximo 1 de marzo, y otra del 15 por ciento que será efectiva desde el primer día de septiembre, informaron los medios locales. Una medida con la que, según dijo, busca seguir disminuyendo la pobreza a través del aumento en los ingresos de los más desfavorecidos.

Por otro lado, anunció este viernes la designación de Jorge Giordani como nuevo ministro de Economía y Finanzas. Giordani sustituirá en el cargo a Alí Rodríguez Araque, que pasa a encabezar el Ministerio de la Energía Eléctrica.

Chávez, que presentaba ante la Cámara su informe sobre la gestión en 2009, propuso además la redacción de un proyecto de ley para combatir la especulación, especialmente en el sector alimentario, y destacó la reducción registrada el pasado año en el número de desempleados y en el de personas que viven bajo la pobreza en Venezuela.

"He pedido a los ministros que elaboren un proyecto de ley o de reforma que nos permita actuar con más contundencia contra los especuladores, empezando por los alimentos", indicó el jefe de Estado venezolano.

"¿De qué nos sirve que cierren un supermercado por un día si al día siguiente abren y elevan el precio de un producto?", agregó en referencia a las medidas adoptadas contra los establecimientos que subieron los precios de los productos a raíz de la devaluación del Bolívar, decretada por el Consejo de Ministros la semana pasada.

"Propongo la expropiación, podemos pasarlo (el establecimiento) a los trabajadores que allí laboran", amenazó, añadiendo que los propietarios de los comercios "no van a robar a nadie". Al pueblo venezolano "hay que protegerlo del robo y del abuso", apostilló.

En su evaluación sobre la situación económica venezolana en 2009, destacó que pese a la caída en los precios del petróleo y otros productos de exportación como el hierro, el aluminio o acero, así como a la sequía que azotó a los embalses y ha generado problemas en la generación de electricidad, "terminamos el año reduciendo el desempleo".

Respecto a la pobreza en Venezuela defendió que actualmente afecta al 26,4 por ciento la población, aseguró. "El porcentaje de hogares pobres hace más de diez años era del 70,8 por ciento".

El país atraviesa una hiper inflación donde los precios de los productos básicos aumentan varias veces al día y se cree que este nuevo aumento de salarios puede elevar la inflación.

 

Leave a Reply