El Parlamento Europeo alerta sobre la diferencia salarial entre hombres y mujeres

El PE aprobó un informe que subraya que la diferencia salarial entre hombres y mujeres se ha mantenido en un 15% desde 2003 y propone declarar el 22 de febrero como Día Internacional de la Igualdad Salarial. La ponente del texto, la española Iratxe García (PSE), respalda el uso de cuotas electorales para fomentar la presencia femenina en la política y apoya mejorar la conciliación de la vida familiar y profesional. Además, exige medidas que desincentiven la demanda de prostitución.

La Eurocámara, que aprobó el informe por 563 votos a favor, 65 en contra y 61 abstenciones, manifiesta su preocupación por la desfavorable situación de las mujeres en el mercado laboral, "que las lleva a acumular menos derechos individuales a pensión y otros beneficios sociales". Además, critica la falta de progresos en los últimos años en relación con la diferencia salarial en función del género.
 
En este sentido, los diputados alertan de que las diferencias de retribución en la UE se han mantenido estables en el 15 % desde 2003 y que únicamente se han reducido en un punto porcentual desde 2000. Por eso, la ponente exige reforzar la legislación europea en este ámbito imponiendo a los empresarios la obligación de realizar auditorías sobre los salarios y desarrollar planes de acción que pongan fin a las diferencias salariales. En esta misma línea, el informe insta a las instituciones comunitarias y a los Estados miembros a que declaren el 22 de febrero como Día Internacional de la Igualdad Salarial (§12, 13 y 15, considerando G).
 
En cuanto a la participación de las mujeres en la toma de decisiones, el pleno del PE señala que ésta es insuficiente, tanto a nivel nacional y local como europeo, y deja claro que la utilización de cuotas electorales tiene efectos positivos en la representación de las mujeres. El Parlamento Europeo también considera necesarias acciones destinadas a mejorar el acceso de las mujeres a los servicios de salud sexual y reproductiva y a sensibilizarlas respecto de sus derechos (§6 y 9).
 
El texto insiste en la necesidad de adoptar medidas legislativas, administrativas, educativas, sociales y culturales que desincentiven la demanda de prostitución. Los diputados han aprobado, con 360 votos a favor y 313 en contra, una enmienda que suprime la parte del texto en la que se pedía una base jurídica clara para combatir todas las formas de violencia contra las mujeres, incluida la trata de mujeres (§3 y enmienda 1).
 
La conciliación de la vida personal y profesional es una de las piedras angulares del texto. Iratxe García anima a los Estados miembros a que presten especial atención a la disponibilidad de servicios de maternidad para las mujeres autónomas y considera imprescindible reconocer a las empresas que promueven la igualdad entre hombres y mujeres. Los países de la UE también deberían facilitar el acceso al mundo del trabajo de las mujeres con personas dependientes a su cargo. Por otra parte, la ponente pide a la Comisión y a los Estados miembros que fomenten el acceso de las mujeres a los sectores en los que han estado tradicionalmente infrarrepresentadas, como las altas tecnologías, la investigación, las ciencias y la ingeniería.
 
Los Estados miembros deberían prestar especial atención a la situación de los grupos más vulnerables de mujeres, como las discapacitadas, las que están a cargo de personas dependientes, las mujeres de edad avanzada, las pertenecientes a minorías, las encarceladas y las inmigrantes (§28). El informe también propone medidas incentivadoras para alentar a los padres a solicitar el permiso parental y sugiere aumentar la duración de dicho permiso, así como reducir los trámites necesarios para obtenerlo (§31).
 
Los diputados solicitan a los países de la UE medidas específicas para luchar contra la desigualdad entre mujeres y hombres provocada por la interrupción de la actividad laboral a causa del permiso por maternidad o del permiso para ocuparse de personas dependientes. Asimismo, emplazan a los empresarios a incluir medidas flexibles de política familiar en su plan de gestión de personal, con el objetivo de facilitar la reincorporación al trabajo de los empleados después de un periodo de interrupción de la carrera laboral (§33).
 
Educación y agricultura
 
El Parlamento Europeo pone de relieve la "segregación laboral" presente en el ámbito educativo, donde el porcentaje de profesores mujeres en los tramos de educación preescolar y primaria supera ampliamente el porcentaje en la educación secundaria, más masculinizada y dotada de una mayor retribución y valoración social. (§19 y 21).
 
La Eurocámara cree necesario tener en cuenta la situación de las cónyuges que ayudan en la artesanía, el comercio, la agricultura, la pesca y las pequeñas empresas familiares. Asimismo, pide a los Estados miembros que desarrollen el concepto jurídico de "propiedad compartida" para garantizar el pleno reconocimiento de los derechos de la mujer en el sector agrícola (§22 y 23).
 
Estadísticas
 
Según la Comisión Europea, el empleo en la EU-27 aumentó entre 2000 y 2006 en casi 12 millones de personas, de las cuales más de 7,5 millones fueron mujeres. La tasa de empleo de las mujeres ha progresado estos años hasta situarse en el 57,2 % en 2006, 3,5 puntos por encima de las cifras de 2000. En el mismo periodo, la tasa de empleo masculino aumentó menos de un punto. Entre los trabajadores de más de 55 años, la tasa de empleo femenino creció a un ritmo superior a la de los hombres y alcanzó el 34,8% en 2006, lo que supone 7,4 puntos más que en 2000. Paralelamente, la tasa de desempleo de las mujeres alcanzó su nivel más bajo desde hace diez años, situándose en el 9 %.
 
La presencia de mujeres en puestos de dirección en las empresas se ha estancado en un 33%, mientras que progresa muy lentamente en la política, donde sólo el 23 % de los diputados nacionales y el 33 % de los diputados europeos son mujeres.
 
La tasa de empleo de las mujeres que tienen hijos a su cargo es de un 62,4% frente al 91,4 % en el caso de los hombres. Además, la participación de las mujeres en el mercado laboral se sigue caracterizando en gran medida por un elevado y creciente porcentaje de trabajo a tiempo parcial, que en 2007 ascendió al 31,4 % en la UE-27 frente a sólo el 7,8% para los hombres. Un 76,5 % de las personas que trabajan a tiempo parcial son mujeres y los contratos de trabajo temporal también son más frecuentes en el caso de las mujeres (15,1%, un punto porcentual más que en el caso de los hombres). Las mujeres sufren un 4,5 % de desempleo a largo plazo, lo que las sitúa un punto por encima de los hombres.

 

Referencias, créditos & citaciones APA: www.losrecursoshumanos.com. Portal especializado en temas de RRHH con más de 8000 artículos a la fecha. Título del artículo: "El Parlamento Europeo alerta sobre la diferencia salarial entre hombres y mujeres". Fecha de publicación: 04/09/2008. Autoría del contenido: LosRecursosHumanos.com. Obtenido el 29/09/2022, desde la url: https://www.losrecursoshumanos.com/el-parlamento-europeo-alerta-sobre-la-diferencia-salarial-entre-hombres-y-mujeres/

Responder