Las retribuciones a los miembros, altos cargos y asesores del Gobierno canario costarán casi 9 millones de euros


Las retribuciones a los miembros del Gobierno de Canarias y sus altos cargos acarrearán una partida presupuestaria de 5.871.915 euros de las cuentas autonómicas previstas para 2006, según el Proyecto de Ley.
Esto supone un 0,1% del total del Presupuesto -que alcanzará los 5.906 millones de euros- y un incremento, con respecto a 2005, del 2,8%. Mientras, para pagar al personal eventual, el Ejecutivo dedicará 3 millones, con un mínimo incremento de 5.600 euros respecto al año anterior.

 

Esta categoría incluye a los asesores y personal de confianza de los altos cargos, con lo que, si se suman, aportan una aproximación bastante exacta de lo que ganan quienes toman las decisiones de los destinos de Canarias en los despachos más preeminentes del Ejecutivo. Pagar a las "cabezas pensantes” del “aparato” autonómico costará en 2006 casi 9 millones de euros, exactamente 8,94 m euros, unos 1.500 millones de las antiguas pesetas, 977 de ellos para los cargos públicos, a lo que habría que añadir la parte correspondiente a gastos de cuotas, prestaciones y Seguridad Social, que aparecen contabilizados en un apartado propio en el cuadro de gastos del Proyecto de Ley.
 

Esto arroja un balance de unos 640.000 euros mensuales si se divide el total en catorce mensualidades, unos 106 millones de pesetas por nómina. Teniendo en cuenta, además, que en el organigrama del Gobierno de Canarias, hay un total de 102 cargos públicos directamente dependientes de la estructura ejecutiva -excluyendo organismos autónomos- cada uno de ellos se embolsaría, si se calcula el gasto medio, unos 60.000 euros anuales, menos el IRPF, casi 10 millones de las antiguas pesetas. Es evidente, en todo caso, que esta traslación no es real, pues los sueldos varían en función de la categoría y ésta de la responsabilidad asumida.

1.248,5 m euros en salarios

A pesar de todo, esta cantidad es una ínfima parte de lo que la Comunidad Autónoma empleará el próximo año en pagar a todos sus empleados, 1.248,5 millones de euros, lo que representa el 21,1% del total del Presupuesto. Esta cantidad ha supuesto un aumento de 50,8 millones de euros en relación al año en curso o, lo que es lo mismo, un 4,2%, si bien su cuota de participación en la cifra general se ha reducido en dos puntos debido a que las cuentas del próximo año crecerán un 13,9%.

Sin embargo, el Capítulo I, que hace referencia a gastos de personal, no es el más abultado de las cuentas regionales, sino el segundo, ya que el IV, el de transferencias corrientes, es el que acapara, con mucha diferencia, la partida más grande de los gastos por apartados. Con un total de 3.054 millones de euros, supone el 51,7% del total del disponible para Canarias en 2006. Esto aporta una variación absoluta de 424,8 millones de euros con respecto a 2005, pese a que sólo implica un crecimiento porcentual de un punto por el mismo motivo anteriormente argumentado.

Juntos, estos dos capítulos suman 4.320,6 millones de euros, aglutinando el 72,8% del gasto previsto. Si añadimos a estos dos conceptos los capítulos II, de gastos corrientes en bienes y servicios, y III, de gastos financieros –esto es, pago de la deuda a largo plazo- obtenemos un total de 4.660,9 millones de euros, que representan el 78,9% del Presupuesto. Dicho de otra forma, casi el 80% de los fondos de los que dispondrá la Comunidad Autónoma en 2006 irán destinados a sufragar operaciones corrientes, esto es, gastos fijos, quedando sólo un 21,1% disponible para inversión (481 millones) y transferencias de capital (673,3 millones) con el mismo fin a otras administraciones.

Gastos de personal

La pormenorización del capítulo I desvela que la principal partida dentro de los gastos de personal es la retribución a los funcionarios y personal estatutario, que se llevan casi 951 millones de euros, el 18% del presupuesto, y un 3,8% más que en 2005. El siguiente gran gasto se dirige a sufragar los costes de cuotas, prestaciones y Seguridad Social de todo el personal al servicio de la Comunidad Autónoma, que asciende a 135,7 millones de euros, lo que representa el 2,3% del total. Le siguen los salarios del personal laboral, que acapara 123,7 millones de euros o el 2,1% del disponible, subiendo dicha partida un 3,9% con respecto a 2005. Mucho más abajo, se sitúan los sueldos de los empleados del Parlamento de Canarias, que implican una inversión de 14,3 m euros, un 6,8% más que en 2005, que apenas supone un 0,2% del presupuesto. Más o menos sobre esa cuantía, figura una partida dedicada a “gastos diversos de personal”, que está valorada en 10,2 millones de euros y ha experimentado un notable ascenso con respecto al año en curso, un 44,9% o 3,2 millones de euros más.

El siguiente puesto es ya para el bloque correspondiente a las retribuciones de los miembros y altos cargos del Gobierno que, como ya se ha dicho, suponen un gasto de 5,8 millones de euros.

En incentivos para mejorar la productividad, el Gobierno invertirá 3,9 millones de euros el año que viene, 3, en el personal eventual, y 730.000 euros, en “otro personal” no especificado.

Transferencias

El cuanto al capítulo que acapara el puesto número uno en cuanto al destino de los fondos de la Comunidad Autónoma, las transferencias corrientes, se desglosa en ocho apartados, en función del receptor de los mismos. La mayor parte se la llevan los organismos autónomos administrativos –que cuentan con presupuestos propios- suponiendo un gasto de 2.182 millones de euros. Le siguen las empresas y fundaciones públicas de la Administración regional, con 296 millones de euros; las familias e instituciones sin afán de lucro, receptoras de casi 231 millones de euros; los cabildos, que reciben 179 millones de euros; los ayuntamientos canarios, con 120; las empresas privadas, con 31 millones; el “exterior”, con 9 m euros; y, finalmente, los organismos autónomos comerciales, industriales, financieros o análogos de la Comunidad Autónoma, con 2,9 millones de euros. La suma total asciende, como ya se ha dicho, a 3.054 millones de euros, más de la mitad del presupuesto de 2006.

 


Leave a Reply