Brasil creó el año pasado un récord de 2,52 millones de empleos formales

Brasil generó el año pasado un récord de 2,52 millones de nuevos empleos formales, el mayor número desde que el indicador comenzó a ser medido en 1992, informó hoy el Ministerio de Trabajo.

La cifra supera los 1,61 millones de puestos formales de trabajo que el país generó en 2007, que era la mayor hasta ahora, y contrasta con los 990.000 empleos formales generados en 2009, cuando el país aún sufría los efectos de la crisis económica global.

En los últimos dos meses del 2010, sin embargo, el número de despidos fue superior al de contrataciones y solo se crearon unos 100.000 empleos formales nuevos.

La fuerte generación de empleo formal, que es el registrado oficialmente y que goza de todas las garantías laborales y sociales, fue atribuida al sólido crecimiento de la economía brasileña en 2010, calculado en el 7,3%, tras la retracción del 0,6% que el país sufrió en 2009.

Pese a que los economistas calculaban que Brasil iba a cerrar el año con 2,2 millones de nuevos empleos, el Ministerio de Trabajo divulgó una cifra significativamente superior y aclaró que incluyó en el número los empleos registrados fuera de plazo.

Es la primera vez que el Ministerio incluye en su estadística los empleos declarados fuera de plazo, que sumaron 387.000. Sin el cambio de metodología, la generación de puestos de trabajo este año habría quedado en 2,13 millones, por lo que también sería récord.

Según algunas agencias de noticias locales, la modificación fue determinada por el ministro de Trabajo, Carlos Lupi, quien dijo recientemente que se iba a alcanzar la meta de que en 2010 se creasen más de 2,5 millones de empleos.

"Normalmente esperamos a tener todos los datos (de empleos declarados fuera de plazo), pero ahora decidimos anticipar su divulgación para mostrar datos próximos a la fotografía real del mercado", justificó el ministro.

"No es mi perfil maquillar. Los datos son los mismos y la metodología la misma. No hay manipulación", agregó.

Lupi agregó que, tras el resultado de diciembre, llegó a 15,04 millones el número de nuevos empleos formales generados por el país durante los ocho años de gobierno del ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva, que concluyeron el 31 de diciembre pasado.

El ministro agregó que, ante la previsión de que la economía brasileña mantendrá su buen desempeño, lo más probable es que Brasil genere cerca de 3 millones de nuevos empleos en 2011, el primer año de gobierno de Dilma Rousseff.

El aumento del empleo formal en 2010 ayudó a reducir la tasa oficial de desempleo hasta el 5,7% en diciembre pasado, el menor índice para un mes en los últimos ocho años.

 

Leave a Reply