» Artículos » Cambio y Cultura organizacional » 5 estrategias para la gestión de conflictos

5 estrategias para la gestión de conflictos

LosRecursosHumanos.com Cambio y Cultura organizacional

En cualquier situación que involucre a dos personas, se puede dar un conflicto. Las causas del conflicto pueden ir desde diferencias filosóficas a diferencias de objetivos hasta pujas por el poder. Los conflictos gestionados de manera deficiente o no gestionados, generan una ruptura en la confianza y pérdida de la productividad. En pequeñas empresas o áreas, donde el éxito a menudo depende de la cohesión de unas pocas personas, la pérdida de confianza y productividad puede ser una señal del fracaso del negocio.
Con un simple entendimiento de cinco estrategias básicas para manejar los conflictos, los líderes podrán resolver mejor determinadas situaciones antes de que escalen a un punto de no retorno.

gestion-conflictos1. Complacencia

La estrategia de la complacencia, le da al lado opuesto lo que desea. El uso de la compalcencia a menudo ocurre cuando una de las partes desea mantener la paz a toda costa, o percibe que el conflicto es menor.  Cuando se avecina un posible conflicto se cede o se pregunta al otro que es lo que desea y se le concede.

2. Evitar

La estrategia de evitar busca desarmar el conflicto por completo. Demorando o ignorando el conflicto quien lo evita espera que el problema se resuelva sin una confrontación. Aquellos que tratan de evitar lso conflictos siempre, tienen una baja autoestima ú ocupan una posición de bajo poder. A veces el evitar o correrse del lugar de los conflictos puede ser muy útil, por ejemplo al despedir a un empleado popular pero improductivo. Ignorar el malestar o los conflictos que pueda sucitar este despido hasta que las cosas se calmen o se den cuenta que ya no tiene sentido quejarse por alguien que no está, es una buena estratregia.

3. Colaboración

La colaboración funciona, por el hecho de integrar ideas que generen varias personas. El objetivo es encontrar una solución creativa aceptable para todos. La colaboración requiere el compromiso de tiempo significativo que no es ideal para todos los conflictos. Por ejemplo el dueño de una Pyme debe establece políticas y procedimientos para sus empleados y una buena acción de colaboración significar que realice este trabajo con su gerente. Ahora, requerir la colaboración para elegir insumos de oficina puede significar una pérdida muy grande de tiempo.

4. Comprometer

La estrategia de comprometer, es un llamado a las dos partes de un conflicto a ceder cosas que pidan, a fin de establecer una solución aceptable. Esta estrategia, es viable para conflictos donde ambas partes tienen una cuota de poder similar.

5. Compitiendo

Con la competencia una de las partes del conflicto gana y la otra pierde. Las personalidades altamente asertivas a menudo retroceden con la estrategia de la competición. Esta estrategia funciona bien en un numero reducido de conflictos como situaciones de emergencia. Estas situaciones pueden ser despidos masivos o reestructuraciones. Aquí se hace pesar la jerarquía y/o las mejores habilidades de las partes para pelear en un conflicto.

Autor: Eric Dontigney, Demand Media (Consultor)

Ningún comentario en '5 estrategias para la gestión de conflictos'

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *